martes, 9 de junio de 2009

A conciencia…



Hoy de noche decidí regalarme un momento;
para verte amor,
para mirarte en la luna con su faz color de nácar;
y tirarme con consuelo a la cama a soñarte,
y soñar que aún me amas,
y terminar juntos la lista de pendientes
que acordamos encerrar
entre paréntesis formados con los brazos;
y besarnos,
una, dos, tres veces… -
-como puntos suspensivos-
para que la historia no termine.

Y mirar tu rostro en mis parpados cerrados,
obsérvate fijamente sin pasado,
en presente,
y soñar que aún me espera un futuro a tu lado;
escucharte corazón,
atender a conciencia lo que dices,
tus canciones, tus suspiros,
y leerte cariñosamente el poema
que te escribí cuando llegaste.

Hoy de noche dormiré contigo;
te he mirado en la cara bella de la luna.
Soñare contigo, con tu aroma y los tres lunares de tu pecho,
cubriré los fríos de mi alma con recuerdos,
y mimaré el lado de la cama en donde faltas.

Hoy de noche, decidí estar contigo,
no me importa dónde te halles
ni tampoco si de otro amor te has prendido;
es mi decisión amarte amor,
te lo dije -¿lo recuerdas?- yo soy diferente,
sé amar de otra manera;
lo mío no se da en fragmentos,
sé entregarme como te entregué mi corazón… a conciencia.



Due® 9 junio 09

3 comentarios:

Casicas del río Segura dijo...

Es precioso

Claudieta dijo...

Bufffff
Me has partido en dos........
Un muaaaaaaa

Silvia E Pérez Cruz dijo...

pasé a tomar un café y a disfrutar de tus buenas letras.
un fuerte abrazo