martes, 14 de julio de 2009

De peso...


Dijiste “me canse”, no dijiste más
y de un plumazo desapareciste.
Me quedé sumido
en las interrogantes que sonaron a portazo,
me llegó la noche,
me metí en la oscuridad tratando
de entender cuál era el significado;
y hacia frío,
no había luna ,
y revolví mi amor en buscas de una pista;
algo que le aclarara a mi corazón
de que te habías cansado.

Quise entender
y en ello reconstruí paso a paso nuestra historia,
me dolió amor,
me dolió mostrarme que lo mío contigo
era amor del bueno salpicado de poesía,
y la puse en orden,
la ordené de modo que lo nuestro
lo entendiera hasta aquel que nunca ha amando,
y me ardió cariño,
la leí como se lee algo ajeno
y encontré que cada uno de mis versos
sólo reflejaba lo que eras a mis ojos,

No lo descifré cariño,
tu cansancio es muy complejo.
Anda pues, vete a descansar cariño,
quizás cuando reposes repases nuestras líneas
y descubras con el corazón
que lo mío es sólo amarte en presente,
aún con tu ausencia , sin complejos,
sin preguntas tendenciosas
con cariño y sin pesares.

Due® 14julio09

2 comentarios:

Zarela dijo...

Una situación así es de peso, y pesa mucho, es de gran pesar también...cariños para ti

Due® dijo...

Muchas gracias amiga, siempre es un placer verte acà, un abrazo